Corea del Norte y el Red Star SO, una nueva forma de controlar a los ciudadanos

­­Corea del Norte sigue aumentando su represión y control sobre los ciudadanos, y para ello ha creado un sistema operativo que le permite controlar lo que cada ciudadano hace con su ordenador, un gesto más típico de este país que destaca por ser la dictadura más cerrada en todo el mundo.

Red Star SO

Red Star SO, el sistema operativo comunista de Corea del Norte

No es ningún secreto la represión y la falta de libertad de Corea del Norte, y en ese sentido, por supuesto, los medios informáticos no iban a quedar fuera del alcance de ese líder que somete a su pueblo con puño de hierro.

Si no existiese control, directamente sería prohibido, pero hasta Corea del Norte necesita que parte de sus ciudadanos tengan acceso a la informática (una parte muy pequeña y elegida, está claro), pero también hablamos de algo que en una dictadura de este tipo se convierte en una auténtica amenaza que es la facilidad con la que se puede traspasar información rápidamente y a cualquier lugar del mundo.

Red Star SO b

Para evitarlo existen otros sistemas que también son utilizados en el país de la represión, pero en nuestro caso vamos a hablar del sistema operativo que se instala de forma obligada y que recibe el nombre de Red Star SO.

El SO de la represión

El objetivo de Red Star SO es claro, controlar a sus ciudadanos y tener acceso constante del movimiento de archivos, y para ello nació este sistema operativo basado en Linux con gran semejanza con Windows, aunque cabe destacar que en esta tercera versión han cambiado consiguiendo una estética simulada de Mac OS.

Pero el secreto de su razón de existir se encuentra en su interior, y es que, según afirman Florian Grunow y Niklaus Schiess, este SO tiene la capacidad de marcar los documentos que se encuentren en cualquier USB externo que se conecte al equipo, de forma que los modifica al instante mediante la introducción de una marca de agua con lo que se puede conocer sus movimientos.

Gracias a ello es muy fácil saber quién ha creado el archivo, quién lo ha ejecutado y en general quién ha tenido acceso a esa información.

La razón de este marcaje se debe a que los lápices de memoria y las tarjetas microUSB son los formatos más utilizados para compartir documentos que en Corea del Norte son considerados ilegales, los cuales pueden ser desde una simple película o cualquier tipo de contenido extranjero a otros documentos con información que el régimen considere puedan resultar una amenaza informativa para su dictadura.

Y por supuesto, Red Star SO también se preocupa por la “seguridad” de sus usuarios, y es por ello que incluye actualizaciones, las cuales llegan desde un servidor que se encuentra ubicado en Corea del Norte.

A través de estos cortafuegos y antivirus se encargan de analizar de forma constante los principales archivos del equipo en busca de algo que no guste a sus clases dirigentes. En caso de que se detecte, en algunas ocasiones el equipo se reinicia de forma que no permite al usuario actuar.

Más de: Noticias

Dejar un comentario