El Tesla Model D, un deportivo eléctrico impresionante con 700 CV

Hace poco más de una semana estuvimos hablando del Tesla Model S, un vehículo eléctrico fantástico y con muchas posibilidades, pero en esta ocasión vamos a llegar más allá para conocer el último prototipo de Tesla, el Tesla Model D, un deportivo eléctrico con unos datos que sin duda nos pondrán los pelos de punta.

Publicidad

El Tesla Model D, un deportivo eléctrico impresionantes

La evolución de Tesla

El caso es que cuando hablábamos del Tesla Model S, sin duda nos sorprendió que contase con 421 CV, un vehículo con semejante potencia era hasta hace poco tiempo muy improbable, y más si hablamos de un coche eléctrico que ya podemos comprar en nuestro concesionario. El hecho de que su aceleración nos permitiese pasar de 0 a 100 Km/h en tan sólo 4,6 segundos, también hizo que nuestra boca se hiciese agua, pero en esta ocasión traemos un escalón superior, el Tesla Model D, un coche deportivo eléctrico que nada tiene que envidiar a los mejores superdeportivos de la actualidad.

Publicidad

El nuevo modelo Tesla Model D

En este caso estamos ante un vehículo muy similar a su hermano “pequeño”, pero al cual se ha refinado el motor de forma asombrosa, otorgando una potencia de nada más y nada menos que 700 CV repartidos en dos motores eléctricos, uno delantero de 221 CV y otro trasero de 470 CV gracias a los cuales podemos disfrutar de una aceleración de 0 a 100 Km/h en tan sólo 3 segundos.

Si tenemos en cuenta que en estos momentos, el Ferrari más potente de venta al público es el Ferrari F12 Berlinetta, y su aceleración de 0 a 100 es de 3,1 segundos con 740 CV… quizás estemos ante un importante cambio de tendencia en el que la electricidad comienza a hacer sus pinitos por encima de los motores de combustión.

Las versiones de Tesla Model S

Pero finalmente nos encontraremos con dos versiones de este deportivo eléctrico, una de las cuales verá mermada su potencia con el objetivo de abaratar y hacer algo más accesible el vehículo.

Por otra parte, la autonomía también ha sido mejorada en este nuevo modelo, y es que ahora podremos recorrer una distancia de 450 Km sin la necesidad de recargar las baterías. Esto se debe no ya a la mejora de las baterías en sí, sino al hecho de que se ha conseguido optimizar al máximo el sistema electrónico, de forma que ahora el motor tiene la capacidad de funcionar en el punto de eficiencia más adecuado en cada caso y dependiendo de lo que queramos exprimir el vehículo.

El precio del Tesla Model S

Finalmente tenemos que vencer el miedo que supone pensar en el precio de este deportivo eléctrico, y es que contaremos con una versión menos potente que rondará los 60.000 €, y el más potente de todos ellos alcanzará los 90.000 €, sin duda un precio relativamente asequible, y más teniendo en cuenta las características y el hecho de olvidar el combustible.

Si disponéis del dinero, ¿os animaríais a subir un escalón en la evolución de los vehículos a motor?

El Tesla Model D, un deportivo eléctrico impresionante con 700 CV
Vota este artículo

Artículos relacionados: