La inseguridad de las cerraduras inteligentes

En la actualidad, son muchos los modelos de cerraduras inteligentes que podemos encontrar en el mercado, ya sea cerraduras para el hogar o incluso cerraduras para el coche, candados, etc. Sin duda alguna un sistema muy cómodo e interesante, pero que al parecer no es tan seguro como nos gustaría. En esta ocasión vamos a hablar de la inseguridad de las cerraduras inteligentes, además de que mencionaremos algunos de los modelos que más están dando de qué hablar.

Quicklock Doorlock

Las cerraduras inteligentes, un sistema todavía inmaduro

Ni que decir tiene que las cerraduras inteligentes son una idea muy original a la par que útil, ya que nos permite acceder a zonas cerradas a través de distintos sistemas como pueden ser las huellas dactilares, a través de nuestro teléfono móvil, mediante contraseñas, e incluso a través de nuestra voz entre muchos otros.

Sin embargo, pese a que la idea a priori es interesante, lo cierto es que tras de sí lleva anclada la inseguridad, y es que parece que este artilugio no es tan seguro como podía parecer desde un principio, pero no nos asustemos, ya que la mayor parte de puntos débiles podrán ser solventados con el tiempo y, desde luego, el objetivo de estos análisis es precisamente el de conseguir que estos cambios tengan lugar lo antes posible.

Algunos de los problemas más frecuentes de las cerraduras eléctricas

En primer lugar hay que tener en cuenta que las cerraduras inteligentes son un elemento tecnológico, por lo que evidentemente están expuestas a puntos débiles además de que estos puntos se irán renovando con el paso del tiempo, solucionando unos pero apareciendo otros comprometedores.

El caso es que no estamos hablando de cerraduras económicas, sino que la inseguridad ha sido demostrada por un grupo de investigadores de Merculite Security en modelos incluso de varios cientos de euros, por lo que aquí se cumple esa máxima de que no siempre lo más caro es mejor.

En concreto han analizado un total de 12 dispositivos que funcionan a través de Bluetooth, y cuál ha sido la sorpresa cuando modelos como iBluLock Padlock o Quicklock Doorlock tienen la capacidad de almacenar las contraseñas en el panel numérico, y directamente a modo de texto, por lo que no sería difícil obtenerla con un simple analizador de datos y acceder al interior sin dificultad alguna.

Elecycle EL797

Existen también otros modelos como el Elecycle EL797 que también presenta puntos débiles como el hecho de que su señal se captura fácilmente, lo que significa que, en el momento en que abrimos y cerramos nuestra casa, la señal emitida por nosotros hacia el dispositivo, podría ser captada sin mucha complicación, con lo que no habría más que emitirla de nuevo y la puerta ya estaría abierta.

Por el momento ninguna de ellas ha publicado un parche de seguridad, pero cabe destacar que August ya ha comenzado a hacer los deberes, lanzando un parche para comenzar a corregir algunos de los fallos.

Y es que no debemos olvidar que el futuro nos trae los ladrones tecnológicos, los cuales contarán con los conocimientos necesarios para poder romper las barreras de seguridad establecidas a través de tecnología.

Más de: Noticias,

Dejar un comentario