Las nuevas Google Glass podrían estar en el horno

A principios de este año Google dio una noticia que a muchos no sorprendía pero que no dejaba de ser una mala noticia para la tecnología de consumo: Google Glass dejaba de fabricarse. Y es que si bien las Google Glass sólo aparecieron en su versión para desarrolladores -en una fase beta muy prematura- dejaron conocer qué es lo que podríamos encontrarnos en un futuro.

Publicidad

Google Glass

Después de haber aparecido las Google Glass muchas compañías mostraron su interés por este formato de wearable y comenzaron a trabajar también en sus propias gafas.

Publicidad

En enero de este año las Google Glass XE (Explorer Edition) se descontinuaron. Su precio de 1.500$ no les ayudaba a dar salida en el mercado, y menos si tenemos en cuenta de que se trata de un modelo limitado a los desarrolladores pues la tecnología se encontraba en completo desarrollo. Antes de ‘morir’ abrieron su venta y todos aquellos residentes en Estados Unidos que quisieran unas Glass podían hacerse con ellas.

Pero el proyecto no murió en ese entonces sino que se ‘externalizó’. Ivy Ross pasaba a encargarse del proyecto bajo el mando de Tony Fadell, el CEO de Nest -compañía comprada por Google y que se creyó desde un primer momento que era para mejorar el proyecto Glass.

Ahora, seis meses más tarde, conocemos que el proyecto sigue vivo y está más cerca de hacerse realidad. Por la FCC ha pasado una nueva patente de Google con nombre en clave GG1¿te suena de algo ese ‘GG’?. A esta patente se le suma aquella que nos dejaba ver el posible diseño de la nueva versión de las gafas de Google.

Se rumorea que esta nueva versión de las Glass se llamará Enterprise Edition y trae consigo unas ‘pequeñas’ mejoras, como WiFi AC para soportar las bandas de 5 GHz y Bluetooth LE que le permitiría ahorrar energía y mejorar el streaming de vídeo.

Las nuevas Google Glass podrían estar en el horno
Vota este artículo

Artículos relacionados: