LG y Samsung ofrecerán actualizaciones mensuales

Publicidad

En las últimas semanas se encontró un problema en Android, uno gordo. Stagefright, como fue bautizado, permite a los hackers hacerse con todos los archivos de nuestro dispositivo sin que siquiera lo notemos, todo gracias a un fallo en la forma de administrar los MMS que tiene Android.

Stagefright

El exploit permite a los atacante tener acceso a todos los archivos de nuestro terminal, pudiendo modificarlos e incluso eliminarlos, con un poco de codigo malicioso en un MMS. El problema no está solo en que descarguemos el archivo, la parte grave de todo esto está en que el mismo Android se encarga de descargar y reproducir automáticamente el contenido que se comparte con nosotros, por lo que una vez que nos envían el contenido con código malicioso seremos infectados.

Pero lo peor de todo es la cantidad de dispositivos que afecta este fallo de seguridad. Desde Android 2.2 a Android 5.1, lo que supone más del 90% de los dispositivos Android que hay en todo el mundo.

Publicidad

Google ya comenzó a trabajar en una solución y lanzó algunos parches de seguridad para sus dispositivos. Sin embargo serán los fabricantes los que se encarguen de lanzar los parches de seguridad para sus respectivos terminales, lo que puede hacer que el problema no se solucione hasta pasado un buen tiempo -y ni que decir que hay muhcos dispositivos que no recibiran esta actualización de seguridad.

No obstante hay algunos fabricantes que se están involucrando con el problema y se han comprometido a lanzar actualizaciones mensuales para sus dispositivos, de forma que puedan tratar con los problemas de seguridad lo antes posible. LG y Samsung son dos de las compañías que lanzarán actualizaciones mensuales vía OTA para poder solucionar todos los problemas de seguridad que faltan parchar y para aquellos que se presenten en el futuro.

Esperamos que pronto sean más compañías las que se ofrezcan a lanzar actualizaciones de seguridad todos los meses. Claro que antes de celebrar por ello tendremos que asegurarnos que las actualizaciones realmente valen la pena. No hace falta mirar muy atrás para recordar casos en los que actualizaciones de seguridad se convertían en actualizaciones de inseguridad con fallos más peligrosos que los que intentaban solventar.

Publicidad

Artículos relacionados

Deja un comentario