¿Y si el Galaxy S7 fuera fabricado en magnesio?

No quedan a estas alturas, dudas acerca de que el Galaxy S7 de Samsung será uno de los mejores smartphones del año que está a punto de comenzar, y es que claro, sus antecesores han dejado la vara realmente alta. Pero lo que ocurre es que el Galaxy S7 podría guardarse además una sorpresa entre manos, que si bien de momento seguimos viendo poco probable, no hace más que intensificar un debate que en algún momento deberán dar tanto los fabricantes de móviles como los usuarios que buscan las mejores terminaciones posibles al pagar 800 o 1000 euros por un teléfono inteligente. Esto tiene que ver, desde luego, con el uso de magnesio en lugar de aluminio para la fabricación del chasis de estos smartphones.

Samsung Galaxy S7 magnesio

El magnesio vuelve a escena con el Galaxy S7

Antes que los entusiastas piensen más de la cuenta, debemos decir entonces que muy probablemente el Galaxy S7 estará hecho de aluminio, pero eso no invalida la enorme cantidad de rumores que existen a día de hoy en torno a este terminal, y además, el hecho de que resultaría sumamente interesante tener la posibilidad de acceder a un material que deje de lado el plástico y el aluminio para ofrecernos una nueva experiencia. De hecho, no se trataría de una solución demasiado descabellada, si pensamos que ahora mismo el magnesio forma parte de las tripas del Galaxy S7.

Primero que nada, muchos seguro se estarán preguntando qué es el magnesio, y al respecto tenemos que decir que es un metal alcalino de la Tierra, con el número atómico 12, que tiene numerosas aplicaciones en la vida de las personas. Incluso, se le suele fusionar con otros elementos como el aluminio o el zinc en muchas industrias como las de los smartphones, notebooks, cámaras digitales, etc. Eso sí, es cierto que casi nunca es el material predominante exterior, por lo que los usuarios no solemos tener contacto con el mismo demasiado seguido.

Una de las ventajas de que el Galaxy S7 o cualquier otro equipo esté realizado en magnesio, tiene que ver directamente con que es un material más liviano que los que se suelen utilizar para los chasis de los smartphones actuales, aunque así y todo no por ello es menos duradero ni fuerte, así que cumple un poco con todos los requisitos necesarios. Sin embargo, claro, desde el comienzo de las producciones masivas de estos equipos, el aluminio ha sido mucho más explotado que el magnesio.

Eso ha generado que incluso a día de hoy, el aluminio siga siendo una opción más económica que el magnesio para las producciones en masa, y sin embargo, hemos comprobado en los últimos años un recorte por demás interesante del precio del segundo respecto del primero, así que no tenemos dudas de que no pasará mucho más tiempo hasta que termine de alcanzarlo. En cualquier caso, los móviles de magnesio tendrán muchas de las ventajas del aluminio en cuanto a su elegancia y performance, pero agregando a ello un menor peso.

¿Te gustaría ver móviles de magnesio como en el caso del Galaxy S7?

 

Más de: Móviles,

Dejar un comentario